Ejercicios para tener un trasero firme


Fecha de Publicación: 2014-11-24

Fuente/Autor: 1

Noticia Vista : 12  Veces.

   

¿Quieres tener un trasero más firme y levantado?

Si la naturaleza no te dio este regalo desde que naciste, hay ejercicios que pueden ayudarte a mejorar la apariencia de tus glúteos. ¡Sigue leyendo y anímate a practicarlos!

No nos digamos mentiras:

Todas las mujeres cuando nos probamos unos pantalones nuevos, miramos en el espejo a ver cómo se ven los glúteos, el trasero es sin duda una especie de sello femenino y es ideal que sea redondo y firme. A los hombres los ojos se les van detrás de los traseros grandes y perfectos.

Si no tienes un trasero como el que siempre soñaste, puedes hacer ciertos ejercicios que te ayudarán a que se vea más prominente y firme. Si por el contrario, fuiste bendecida por los genes y ya tienes unos glúteos redondos y duros, estos ejercicios te ayudarán a mantenerlo.

Algo que debes considerar:

Tu edad y tu constitución física, ya que determinan también el éxito de los resultados, por eso te aconsejo que te pongas metas realistas de acuerdo a tu caso (si tienes más de 40 años tu trasero ya no se verá como uno de 20, pero igual puede verse bien).

Sea como sea, nadie pierde, practica los siguientes ejercicios para los glúteos y verás cómo con el tiempo, vas a notar los cambios.

1. Subir escaleras, montañas, lo que sea: Incluso, si vas al gimnasio, puedes caminar inclinando la máquina trotadora o de correr en un ángulo que simule que subes una montaña, la máquina elíptica es igualmente recomendable para fortalecer los glúteos. El subir escaleras es excelente también para tener unos glúteos envidiables.

2. Sentadillas: Los expertos en ejercicios coinciden en que es uno de los mejores ejercicios para fortalecer los glúteos, las caderas, y los muslos.

Para hacer sentadillas:

Párate con tus pies paralelos y abiertos a la distancia de tus hombros.

Despacio, baja las caderas como si te fueras a sentar, asegúrate de que al inclinarte, tus rodillas no pasen por encima de los dedos de tus pies.

La clave es presionar con los pies y apretar los glúteos cada vez que vuelvas a la posición inicial.

Existen otras variaciones como hacer las sentadillas con los pies apuntando hacia afuera, lo cual es bueno para los abductores (los músculos que se encuentran en la cara interna del muslo).

Además se pueden hacer sentadillas “saltando”. Si decides hacerlas, la única diferencia es que debes saltar al volver a la posición inicial.

3. Zancadas: Como su nombre lo indica, consisten en dar pasos largos mientras te mantienes en tu sitio, doblando las rodillas.

Para hacer zancadas:

Párate con tus pies paralelos y separados como el ancho de tus caderas.

Toma un paso gigante hacia delante o hacia atrás.

Poco a poco baja tu cuerpo, doblando las dos rodillas (una adelanta, otra atrás). No dobles las rodillas más de 90 grados.

Mantén tu rodilla delantera alineada con tu tobillo delantero.

Vuelve a la posición inicial y repite alternando tus piernas o haciendo series con la misma pierna para mayor efectividad.

4. Puentes: Como su nombre lo indica, consisten en simular un puente con tu cuerpo.

Para hacerlos:

Acuéstate boca arriba con las rodillas dobladas y los pies en el piso, separados al ancho de las caderas.

Levanta tu espalda del piso muy despacio (vértebra por vértebra, empezando por abajo) apretando los glúteos y la parte trasera de los muslos hasta que se forme una línea diagonal desde tus hombros a tus rodillas.

Regresa a la posición inicial lentamente.

Recuerda que si hace mucho no haces ejercicio debes empezar despacio.

Dra. Aliza Lifshitz

Estrés, Ejercicio y Salud

Consulta con tu médico o con un entrenador profesional si tienes dudas sobre estos ejercicios para fortalecer tus glúteos.


🔊 Escuchar Noticia
🔊 Detener


PUBLICIDAD
IMAGEN DEL DÍA
PUBLICIDAD

Reciba los titulares de Diario Opinión en su e-mail.!

@