“Vamos a salir de esta; ánimo San José”



Fecha de Publicación: 2017-05-19

Noticia Vista : 1  Veces.



Está en marcha un plan para mitigar daños. Construcción de viviendas, reparación de vías, contención de las terrazas del cerro, entrega de vituallas, y capacitación a los moradores, son entre otras, las actividades que se ejecutarán en la parroquia San José del cantón Atahualpa, tras el deslizamiento ocurrido el martes anterior en dicha localidad.

La gobernadora, Rocío Barriga Noblecilla, manifestó que estuvo en el lugar junto con el alcalde Exar Quezada; funcionarios de la Secretaría de Gestión de Riesgos; de la Jefatura y de la Tenencia Política .

Reporte

De acuerdo con la autoridad 15 familias con un total de 50 personas fueron afectadas por la destrucción de 4 casas; dos de ellas arrasadas; las otras dos con problemas estructurales que las hacen invivibles; y 6 viviendas más que fueron evacuadas por estar cercanas al área de peligro.

“No hubo víctimas humanas ni heridos; pero sí pérdidas materiales. Lo primero que se hizo fue colocar a estas personas en hogares de acogimiento en el mismo poblado; luego les entregamos ayudas para estas personas”, indicó la gobernadora.

La ayuda consistió en alimentos varios, colchones, artículos de higiene personal, menaje de cama, vajillas, toldos, repelente, entre otros.

¿Qué pasó?

Una vez pasado el susto, la gobernadora dijo que convocó a las autoridades de la jurisdicción y a los pobladores para explicarles qué era lo que había sucedido; por qué sucedió; cómo debían enfrentarlo y cómo se los iba a ayudar.

Según la autoridad, primero; el cerro San José está dividido en 5 terrazas que se hicieron ex profeso para evitar derrumbes; segundo, debido a las lluvias se acumuló gran cantidad de agua en el subsuelo de la elevación; tercero, el agua de las terrazas cinco y cuatro se filtró hacia la parte media, es decir, a la terraza tres; cuarto, dicha terraza se saturó de líquido; quinto, el material de la colina es arcilla; sexto, la arcilla se mezcló con el agua y se formó una especie de pasta que no resistió la presión de las terrazas superiores; séptimo, la terraza tres colapsó; octavo, por la fuerza de la gravedad y de la pendiente, el flujo se deslizó, resultando los daños ya conocidos.

La gobernadora señaló que los deslizamientos del cerro no eran novedad porque ya se había registrado antes; pero en esta ocasión fue la intensidad y la cantidad del material caído lo que provocó el asolamiento.

“Calculamos que cayeron 2 mil metros cúbicos de material y se posaron sobre una superficie de 80 metros de largo. A más de la destrucción de las casas; la vía principal quedó obstruida por el lodazal”, mencionó.

¿Qué hacer?

De acuerdo con la gobernadora, la Secretaría de Riesgos, siendo esta una situación de emergencia, comprometió recursos para alquilar maquinaria caminera que se encargará de limpiar el lodo de la vía, de la periferia y retirará los escombros de las viviendas destruidas.

Una vez que se haga esa limpieza, la Secretaría de Riesgos deberá llevar al lugar los equipos de sondeo de suelo (los mismos que se usaron en Zaruma por el problema del socavón) para analizar con detalle la situación geológica del cerro. Se dispuso que un geólogo y un ingeniero en hídrica se encarguen de las pruebas correspondientes.

Dependiendo de los resultados, se deberá tomar las acciones necesarias para reforzar la continencia del cerro. Por el momento es imposible determinar si es mejor poner muros de concreto o si se deben ampliar las terrazas.

“Lo que sí está claro es que se debe mejorar el desfogue de agua. Para eso habrá que construir canales o colocar tuberías que transporten el líquido acumulado en el subsuelo del cerro hacia los cauces naturales que existen en los alrededores”, mencionó la ejecutiva provincial.

Viviendas nuevas

En cuanto a la construcción de nuevas viviendas para los perjudicados, la gobernadora expresó que esa será tarea del MIDUVI; sin embargo, aclaró que antes, la Secretaría de Riesgos debe focalizar la zona de emergencia, caso contrario no se podrá edificar.

“Lo que sucede es que por sucesos anteriores, la Secretaría de Riesgos consideró a San José como sitio de riesgo y siendo así, el MIDUVI no podrá construir porque es prohibido hacerlo en tales áreas. Pero el sentido común, la observación directa y las pruebas técnicas nos dicen que no toda la jurisdicción es zona de emergencia; de ahí que he solicitado que se puntualice aquello para dar paso a las construcciones para las familias afectadas”, explicó la gobernadora.

Por otra parte, comentó que exhortó a los vecinos del lugar para que asistan a un curso de capacitación que dictará la Secretaría de Riesgos sobre evacuación por deslizamientos y los animó a que participen en los simulacros que comenzarán en los próximos días,

“El municipio de Atahualpa tiene a su gente trabajando en el lugar y pronto se restablecerá la dotación de agua; las clases continuarán según lo planificado y los servicios públicos no detendrán sus actividades. San José ha sido afectado, pero no derrotado; vamos a salir de esta”, aseveró la funcionaria.(I).

,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,



PUBLICIDAD
CARICATURA DEL DÍA
PUBLICIDAD

Reciba los titulares de Diario Opinión en su e-mail.!

@